domingo, 1 de mayo de 2011

Joaquín, el error de Chávez y los izquierdistas de café

Al tomar la decisión de entregar a Joaquín Pérez Becerra al Gobierno criminal de Colombia, Hugo Chávez se equivocó, cometió una injusticia, seguramente por apresuramiento (¿falta de tiempo para meterse en google y averiguar quién era ese terrrrrrrorista que venía en avión, antes de decidir si se lo entregaba a Santos o no?). Pero se equivocó. Cometió una injusticia indefendible.
Aun así, sigo siendo chavista. Decisión personal que no aspiro proponer como modelo de conducta política, pero que me hace sentir muy tranquilo en presencia de las estupideces asumidas por sujetos varios en la última semana: están los que creen que ya Chávez es de derecha por haber puesto esa torta, y los que, con tal de justificar su chavismo, son capaces de decir que el derechista y contrarrevolucionario es Pérez Becerra.
Yo no quiero parecerme a ellos, yo quiero perpetrar un gesto aun peor: asumir el riesgo que implica el decir que estoy consciente de la espantosa inconsecuencia que significa apresar a un aliado y entregárselo al enemigo, y sin embargo mantenerme en las filas de ese sujeto que se equivocó, que la cagó. Digamos que sus cagadas son las mías.
***
Mucho ha llovido a favor y en contra el Gobierno de Venezuela, y de Chávez como su jefe, y a uno le ha tocado oír y leer de lado y lado estupideces como las del infecundo "Grano de maíz" (clic aquí), cofradía según cuyos ilustres sacerdotes el caso Pérez Becerra ha demostrado que este pueblo es una plasta de mierda por no haberse puesto a leer clásicos del marxismo (ellos sí han leído que jode, por eso son superiores). Lean cuando puedan ese homenaje al mamagüevismo oficialista titulado "Lo que trajo Pérez Becerra". Ahí arriba puse el enlace a su blog. En algún párrafo dice: "(La revolución) Descuidó la formación y la conducción de las masas, la formación de dirigentes. Con el absurdo de que la “masa sabe”, renunció a la tarea de dirección, de formación, dejándola a merced de la ideología que nos domina desde hace siglos. No ha sabido producir, conducir la sustitución de cultura".
Del otro lado aparece un Heinz Dieterich, antiguo ultrachavista que se hartó de cantar loas y alabanzas a Chávez y a la Revolución Bolivariana, pero eso sí: eso fue mientras el Gobierno le costeaba pasajes aéreos, alojamiento en el hotel Alba Caracas y espacio abierto en los medios del Estado para que exhibiera toda su enorrrrme calidad de intelectual sifrino, marxista e izquierdista exquisito. Ahora, cuando la moda "Intelectuales en defensa de la humanidad" se fue a la mierda o está en modo "hibernación" o ya el buen Heinz no pertenece a esa fauna, se siente con cancha y autoridad para decretar que "Santos y Chávez establecen la hegemonía estadounidense en América Latina" (clic acá).
***
De extremo a extremo, Heinz y los Granomaiceros guardan una semejanza esencial: reclaman para sí el sello "intelectuales de izquierda", son burgueses o ejemplares de clase media cuyo desprecio al pueblo pobre se manifiesta de muchas maneras: o bien diciéndolo claramente (como en el caso de los Granos de maíz piche) o haciendo ver que eso de ser revolucionario consiste en escribir unas mierdas a favor de los movimientos de liberación, pero sin abandonar la comodidad y las mieles de la vida burguesa. Que se jodan otros: yo escribo sin ensuciarme las manos. Y además me pagan: coma mierda Heinz Dieterich.
***
Ya leí bastantes argumentos y explicaciones de columnistas varios sobre la entrega de Pérez Becerra, sobre la presunta trampa que le tendió la CIA al presidente de Venezuela, sobre el supuesto plan macabro de quienes invitaron a Pérez Becerra nomás para que Chávez se viera en una posición incómoda. Epa, ¿y no fue Chávez quien invitó y recibió acá a Mugabe, a Gadafi y a Ahmadineyad entre otros pimpollos? ¿No fue con Sadam Hussein que se reunió allá en el desierto iraquí cuando se propuso resucitar el cadáver de la OPEP? ¿Qué mierda es esa de que ahora nos da pena, nos desestabiliza, nos compromete, nos crea un problema y nos espanta el tener de huésped a Joaquín Pérez Becerra, un carajo de quien el 99,9999% de los venezolanos y los colombianos no había oído hablar jamás?
Escenarios hipotéticos. ¿Qué hubiera pasado si en vez de entregar al Joaquín a Colombia lo hubiera devuelto a Suecia o lo hubiera dejado en paz, como lo hizo tantas otras veces? ¿Cuáles hubieran sido esas terribles consecuencias para el Gobierno y la Revolución venezolana? ¿La prensa internacional iba llamar mono comunista a Chávez? ¿Lo iban a acusar de apoyar a las FARC o de tener relaciones con ese grupo? ¿Lo iban a acusar de regalar dinero a otros países mientras aquí hay pobreza y apagones? ¿Lo iban a acusar de torpedear a la empresa y a la propiedad privada? ¿Lo iban a acusar de patear al movimiento estudiantil y a las universidades? ¿Lo iban a acusar de militarizar el país y de cubanizar la educación? ¿Iban a apoyar al candidato de la oposición en vez de apoyarlo a él?
Última pregunta y no jodo más al chavismo: ¿Y qué coño se supone que va a hacer ahora la derecha a cambio de la entrega de Joaquín Pérez Becerra?
***
¿Y la posición de Chávez? La dejó clara en alocución televisada: Joaquín Pérez era una "papa caliente" que le tiraron para acá y él decidió rebotar esa papa, no para Suecia sino para Colombia. Y punto: cada quien que asuma su responsabilidad. Palabra del comandante.
***
En el maremágnum de mordiscos a favor y en contra rutila el artículo de dos de los Cayapos (Gustavo Borges y Juan Manuel Mendoza), una Carta en desagravio a Chávez cuyo contenido apoyo de punta a punta, salvo por el título: la carta en cuestión desnuda y pone en su sitio a una izquierda pajúa y más conservadora que la misma derecha, pero su título es erróneo porque lo dicho allí no desagravia ni justifica en nada la conducta de Chávez. Parten los Cayapos de una verificación irrebatible: esa izquierda de tasca y café, esa legión de burros ilustrados que habla de grandes batallas pero evitan exponerse al sol porque pueden sudar feo y oler mal, no protestaron ni dijeron ni culo cuando el Gobierno ha deportado a campesinos combatientes de las FARC y el ELN, pero sí arman barullo cuando deportan a alguien cuyo oficio conocido es hablar y escribir. Burgueses defendiendo al burgués. Pero lo dicho: lejos de desagraviar a Chávez la carta del Cayapo lo que hace es echarle mierda (ya que le informa a un gentío que, en efecto, el Gobierno ha deportado a muchos otros colombianos antihegemónicos), a pesar de que sí cumple la importante misión de desmenuzar la enorme hipocresía de las burguesías disfrazadas de revolucionarias.
***
En el catálogo de equivocaciones e indignidades que se han perpetrado en este caso, ni la estupidez de Joaquín le hace merecer su entrega al enemigo más feroz que tienen los pueblos de América, ni la equivocacióndel Gobierno de Chávez es suficiente para que ahora de pronto el chavismo se ponga a hacerle campaña a María Corina Machado, dizque porque Chávez saltó la talanquera.
Pero esa es una opinión personal. Lo verdaderamente interesante, y además trascendental, vendría a ser la actitud de las muchas organizaciones e individuos de izquierda que ha fijado posición pública respecto al tema. Y las opciones no son muchas, a decir verdad: si usted se siente herido, ofendido o decepcionado con la actitud de Chávez y su Gobierno usted puede deslindarse de él (si es o alguna vez fue chavista) o mantenerse a su lado. Uno oye y lee ciertas reacciones y van quedándole claras algunas cosas que no es necesario ser profeta para detectar. El Partido "Comunista" de Venezuela jamás se declarará antichavista, porque eso le haría perder el privilegio de sentirse en la ola multitudinaria del sujeto al que ha invocado toda la vida sin tenerlo nunca a su lado: el pueblo sólo sentirá afecto por el PCV mientras éste permanezca al lado de Chávez. Roto ese vínculo, volverá a juntarse con la momia de Rafael Caldera, esta vez en el Gobierno de las tumbas y los esqueletos.
Caso aparte, y mucho más dinámico, el de las expresiones organizadas del Poder Popular, ese abanico de propuestas y discursos que se ha dado en llamar los Movimientos Sociales revolucionarios. El análisis de lo que digan o hagan merecerá otra entrega.

19 comentarios:

Cangrejoni dijo...

Sr. Duque, ¿Cuánta droga y billetes verdes no hay en este caso?
Sigo preguntándome por qué usted es chavista. Los intereses del poder nunca, sea Chávez, sea CAP, sea Stalin, sea Fidel, se van a volcar al pueblo.

Saludos.

Compro y Ahorro dijo...

Vergación Hermano que molleja de discurso! tenés toda la razón!

Daniel Carrasco S.

Gervec dijo...

Ay Cangrejoni, lo que te viene es verga. Espero pronto la respectiva revolcada.

Carmen dijo...

Pana, las élites intelectuales o académicas, de "izquierda o de derecha", siempre serán una mierda. Serán, al fin y al cabo, élites: privilegiados pequeños burgueses jugando a ser diferentes y esnobistas. Ahora, los que más arrechera me causaron en este caso, es un pocotón de pajuos que esperaron y esperaron hasta que el comandante bajo línea, no se atrevieron a decir nada, se quedaron calladitos cuidando su cambur, aunque no estuvieran de acuerdo con lo que le hicieron al tipo. Chávez se equivoca, debe equivocarse, porque sino sería un extraterrestre, y yo a Chávez lo quiero de carne y hueso, humano, pues.

Anónimo dijo...

En este caso, creo que la trampa o la "papa pelada" no fue traer a JOAQUÍN. La trampa es y caímos, ponernos a pelear con las FARC-EP, trasladar el conflicto colombiano a Venezuela. Saludos. Rafael Ortega

[ FeöR ] El Api dijo...

Creo q fue un error.. por asumir esto, no estoy dejando de ser chavizta, ni dejo de creer en la posibilidad de avanzar a la construccion de una sociedad Socialista.. Pero veo necesaria verificar la politica internacional del estado y los acuerdos.. Pero hay tres cosas q me molestan del caso J. Perez Becarra, 1.) Es la rapida extradición del camarada violentando sus derechos individuales y hasta el derecho internacional.. 2.) El silencio comunicacional del gobierno a mi modo de ver fue canallesco, fue preocupate el silencio, muy pocos medios del estado diijeron algo, entre ellos la radio del sur.. y 3.) Que deja la preocupación que cualquier luchador social o revolucionario que este en el pais o pase por aca y q sea solitado por gobiernos como el colombiano corren el peligro de ser extraditados como terroristas.. asi las pruebas sean sacadas de la super computadora de Raul Reyes..

@feor

Cangrejoni dijo...

Caramba Gervec, ¿te enamoraste?

Ivan Sotomayor dijo...

Saludos,Duque.

"...ese sujeto que se equivocó, que la cagó. Digamos que sus cagadas son las mías."

No, mi pana. Recuerda que a nosotros no nos pueden achacar los "crímenes reales y ficticios" del gobierno. Según tú, eres uno de los que más sienten arrechera cuando nos hacen eso.

Recuerda que somos chavistas porque (palabras tuyas) no hay otra forma mejor de ser digno en este país de esclavos que se creen libres.

Las cagadas del gobierno y/o Chávez son las cagadas del gobierno y/o de Chávez. Aún así lo apoyamos por que no hay de otra... por ahora.

***

Sobre lo de la izquierda modosita, qué te puedo decir de gente que nunca ha limpiado un terreno a machete para hacerse una casita, ni ha sembrado una mata, ni ha empuñado un fusil...

Gervec dijo...

Si Cangrejoni cuando quieras te preño

Iván Alexei dijo...

Reconozco que en el TL d mi tuiter hay algunas críticas, directas para con el presidente. Pero más que por Pérez Becerra, fue por la arrechera de carecer de información "oficial". Si hay información, habrá menos manipulación de los hechos, pero si damos paso a la desinformación, el asunto se empastela. No puedo quedarme tranquilo y "esperar a ver que pasa". Pregunté y nadie supo darme una respuesta que hoy leo en su artículo. De las misma manera en el TL hay observaciones y críticas para con los ultrosos de callejón "quema muñequitos". Ahora bien, su posición y argumentos dejan en claro mucho de lo que atizó esa candela de pirotécnia, que llevó a Chávez a decir lo que dijo antes y durante la concentración del domingo. Le agradezco a una compañera del tuiter que fue quien compartió el enlace de su página. PD: Veo que no soy el único que tiene reservas bien acentuadas para con los maiceros y el alemás reencauchado. Gracias...

ECM dijo...

Compa digame en que se equivoco Chavez?

Sabia usted que esa misma izquierda que hoy le escupe la cara a Chavez, en 1992 decía que Chavez era un cobarde que se había rendido y que no lucho hasta la ultima gota de sangre (de bolas de la sangre de él ni de vaina de la de ellos). Es la misma izquierda que decía que la gente seguía a Chavez porque bueno era como la gente del pueblo, pero que en realidad el que pensaba y era el verdadero líder de la Vaina era Arias Cardenas porque él si se parecía a ellos. No aceptan que no sean blancos y estudiados burgueses los que dirigen esta vaina que esta pasando en este país.

Es la misma izquierda que pidió la eliminación del congreso a cachiporra y tubazo en el 99. Es la misma izquierda que le pedía a Chavez que se dejara matar el 11 de abril del 2002 en Miraflores. Es la misma izquierda que dijo que Chavez se equivoco porque no le empujo los tanques por el culo a los gafos de la plaza altamira, son los mismos de la marea socialista que estan mareados con la vaina y en sendo comunicado casi piden a grito y con los pantalones abajo la intervención militar extranjera en Libia, son los mismos.

Digame usted entonces le creemos a esa izquierda que lleva average perfecto en estupidez o al compa Chavez que las esta viendo como un melón.

Es una panza entre vino y vino y disertación y disertación el día lunes saber cuales eran los caballos que ganarían el domingo anterior, así es la izquierda de este mundo al igual que los economistas son excelentes para predecir el pasado.

JRD dijo...

ECM

Las razones por las que opino que Chávez la cagó (y las razones por las cuales me resteo con el único revolucionario que hay en el Gobierno) están expuestas en el artÍculo. No voy a repetirlas aquí.

Tampoco voy a repetir la opinión que tengo de la burguesía de izquierda. Creo que está muy clara y no tengo que señalarte dónde digo exactamente lo mismo que tú.

Hay una vaina por ahí que llaman "falacias". Citar el diccionario para indicar qué mierda es esa es aburrido y además esto no es un debate sobre curiosidades del idioma, así que mejor te lo explico con un ejemplo.

Vienes tú y me sorprendes violando a un carajito de 5 años, avemaría purísima. Y por supuesto me acusas por Aporrea y le avisas a la PTJ y armas ese escándalo, ese mardito Duque violó a un niño. Entonces vengo yo y te respondo: "¿Y qué vas a decir tú, que le pegas a tu mamá porque no te da rial pa comprá aguardiente? ¿Con qué moral va a venir a acusarme un elemento que el otro día le dio una coñaza a su hermano ciego y manco porque le pidió que le bajara volumen al picó? ¿CON QUÉ MORARR...". Y entonces te cierro el pico con eso.

Eso es uno de los tipos más comunes de falacia, y hay gente que se deja impresionar con ese recurso: tratar de espantar la noticia de mi violación mostrando en cadena nacional la baja calidad MORAL del acusador.

A veces funciona, en serio. Pero muchos preferimos agarrar al violador y decirle: "Hermano, tu cagada es inferior a tus acciones nobles", en vez de justificarlo con las cagadas de otros.

Francis Carolina Farias dijo...

Juan Manuel sabra ALGO... que Hugo no quiere que se sepa (obtuvo unas computadoras y un bicho llamado Makled). Tambien tiene un ejercito mejor, cuyos helicopteros tienen que SER DERRIBADOS PARA CAERSE y cuyos tanques NO SE QUEDAN ACCIDENTADOS, y que son perfectamente capaces de visitar a las FARC en Venezuela.

Tambien tiene otras cosas, y no solo papitas y Gas del Bueno (para las bombonas y las plantas electricas, no para echarle a los estudiantes), que envia a Venezuela. Hugo, en cambio logro arruinar la produccion de gas y la agricultura de Venezuela.

Asi que duelale a Hugo, cuando le notifican que alguien solicitado pasa por Venezuela, ya no puede esconderse, porque le sacan otra cosita por ahi.

elsoberanomanda dijo...

Yo trato de buscarle el lado positivo al asunto. Dividir a la "izquierda" puede haber sido beneficioso; resulta útil saber quién es y qué piensa ese carajo que te acompaña, y porqué te acompaña o dejaría de hacerlo.
Asumir que el gobierno colombiano quedó en deuda presupone confiar en su honor; no llego a tanto, pero a Santos le va a ser un poco más difícil no actuar con reciprocidad, aunque podrá siempre salirse por la tangente de la separación de poderes que Hugo se pasó por el forro, igual como el PODER se la pasará por el forro según le convenga.
Igual sustrato (la confianza en la clase política colombiana) tiene la percepción positiva de un Chávez que sigue demostrando no querer apoyar a las FARC: si no es por el show de Bin Laden, el congreso USAmericano iba a discutir ese día una propuesta del sicópata Connie Mack para sancionar a Venezuela por mantener sus relaciones comerciales con Irán en contra de las órdenes imperiales, así que para la derecha internacional seguiremos siendo terroristas.
Lo que yo me aventuro a conjeturar es que Hugo quiere que la opción política bolivariana en Colombia no siga siendo monopolizada por una organización guerrillera tan estigmatizada por sus acciones violentas, pues ello nos resta el apoyo de muchos colombianos (exceptuando la derecha y la ultraizquierda, claro) que preferirían una salida política que ponga fin al baño de sangre, a las leyes represivas de seguridad nacional y a la intrusión gringa. Ese escenario facilitaría el camino de integración regional a nivel de las bases populares.
Otra faceta positiva del incidente es la de poner en evidencia la coherencia de esa izquierda indignada por la suerte del "sueco": supongo (porque no me consta) que ya mismito hay todo un aparato comunicacional pendiente de la salud del bichito y del trato que le da el sistema "carnicero". Supongo que será via féisbuc, con fotos, entrevistas, vigilias y una que otra marchita con el slogan "Becerra somos tod@s", pero insisto: no he visto nada de eso.
Yo no puedo afirmar que Hugo analizó el incidente bajo estas premisas, ya que supongo que dispone de mucha más información que nosotros; tampoco creo que la jugada le salga gratis a Santos. Son presidentes, tienen responsabilidades, tienen poder: nada quita que hayan hecho un pacto que les permita desarrollar sus respectivas agendas sin roces innecesarios que entorpezcan los intercambios comerciales que benefician a ambos países.
¿Que puede haber bajado la popularidad de nuestro pana en Miraflores? Me cuentan (no lo ví) que la semana santa pasada vieron muchos muñecos de Judas con la pinta del comandante. En barrios.
Bueno, yo sigo apoyándolo. Al "sueco" no lo conozco, pero a Hugo sí.
Franco Munini.

Nelly Tsokonas dijo...

Con el respeto que siento por el autor de este blog y su excelente pluma, leí el artículo con la intención de dejar un comentario, y la verdad es que me detuve en el primer párrafo, como suelo hacerlo cada vez que le endilgan a Chávez la condición de hombre de izquierda, de pensamiento de izquierda, de representante de la izquierda...

Lo que es el marketing: desde que a unos genios diabólicos se les ocurrió calzarle la etiqueta de izquierda, los réditos para él han sido fabulosos, no se puede negar.

Ningún venezolano millonario: Diego Cisneros, Gustavo, su hijo; Eugenio Mendoza Goiticoa, ¡ninguno!, con dinero propio, bien habido o mal habido se ha dado los lujos que se da Chávez, sin haber trabajado en su vida, sin saber lo que significa hacer cola y llenar una planilla de solicitud de empleo: "El socialismo es la única vía", nos dice el líder del proceso "... pero sin abandonar la comodidad y las mieles de la vida burguesa".

De cualquier manera, la mayoría del pueblo que sigue y ama a Chávez, lo sigue "a pesar de", por él, no por ideología alguna. Si mañana Chávez dice que se proclamará rey, pues ¡viva la monarquía!, gritarán sus seguidores desde el balcón del pueblo.

Y como soy rocolera y "todo tiene su final", llegará el día, aunque yo no lo vea, en que ese pueblo le cantará a Chávez aquel bolero del gran Roberto Ledesma:

Camino del puente me iré
a tirar tu cariño al río
mirar como cae al vacío
y se lo lleva la corriente

Mi corazón y yo
nos pondremos después de acuerdo
y muy pronto ya no habrá
de ti ni un solo recuerdo

Nelly Tsokonas /@abezeta

Wilfredo dijo...

¡Salud José Roberto!...Bien bueno tu análisis. Te lo compro casi todo. El tipo ese con nombre de salsa inglesa ya lo había leído en Kaos…y gúacala. A los monseñores maiceros los dejé de leer hace tiempo, pero como casi siempre le paro bola a tus sugerencias, hice clic…la misma verga de siempre, queriendo cagar más arriba el culo. En cuanto a la carta de los cayapos…buee…aquí en Mérida no ha dejado de llover y eso a lo mejor me afecta la nariz, pero el olor a bola que sale de las manos de Gustavo y Juan Manuel le resta fuerza a las desnudeces y desmenuzamientos que tú le atribuyes, pero los comparto. Además me parece una mariquera que le restrieguen a uno por el jocico la ignorancia de no saber quienes son unos compas guerrilleros pelabolas e ignorar además que el gobierno se los entregó al enemigo, sea uno desdentao como yo, o diabético, o revolucionario de cafetín, o burgués de izquierda o hipertenso…Los cayapos no salieron a protestar cuando hace unos años la policía de Cabimas cosió a plomo por la espalda a mi primo Pimpiao, y no salieron por la sencilla razón de que nunca supieron de la existencia de ese tipo. Para la familia y para el mundo Pimpiao no era más que un coño e’ su madre atracador a mano armada, pero para mi fue un revolucionario (aunque él nunca lo supo) que se alzó en armas contra la burguesía desde muchacho; para los muertos de hambre de toda la vida en los barrios que frecuentaba, fue algo así como una especie de Robin Hood con quienes compartió en comida casi todo lo que obtenía de sus atracos. Conocí apenas un mínimo destellito de la luz vital de un señor que en vida se llamaba Ezio, también conocido como El Pulpo, y lo conocí por una hermosa y conmovedora crónica que le publicaron en un semanario a uno de sus hijos…un tal José Roberto Duque. En fin, que parafraseando a la cantora aquella “…a esta hora exactamente” deben estar torturando o asesinando a gente pobre en Maracaibo o en Honduras, en Caracas o en Colombia, por guerrilleros o por pobres o por las dos vergas, y uno aquí, al igual que los cayapos, en la más completa y “burguesa” ignorancia. Por los comentarios que leo, también están los que vislumbran a lo New Age, aspectos positivos en la rolitranco e’ metía de pata de Chávez…si si, como no, un mojón de perro también tiene su aspecto positivo, sobre todo para el perro. Total, Chávez la volvió a embarrar como otras veces, pero yo lo sigo apoyando. Un abrazo, hermano

JRD dijo...

Nelly.

Por más que leo lo que escribí no encuentro la parte donde dice que Chávez es de izquierda. En algún punto sí dije que es el único revolucionario que hay en el Gobierno, pero ¿de iquierda? Si uno anda más bien sincerando esas denominaciones heredadas de una revolución burguesa. Nosotros no somos ni jacobinos ni girondinos, somos pueblo en rebelión y ese tipo aburguesado que está en Miraflores es nuestro aliado.

A ver, Nelly. Si yo no supiera qué es lo que de verdad te molesta o te duele de todo este discurso, trataría de consolarte explicándote cómo es que, al margen de quienes se alternen en el poder ejecutivo y en los otros poderes del Estado, vendrá un tiempo de gobierno del pueblo, y aunque no estaremos vivos para participar en él, esto que hacemos de ahora es nuestro aporte remoto. ¿Que el pueblo un día dejará de votar maypritariamente por Chávez? Por supuesto que sí. Eso puede que te alegre, pero hay una mala noticia: el pueblo se le volteará a Chávez y luego volverá a añorarlo. Pero el pueblo nunca añorará ni recordará ni NADA a los tipos que andan por ahí reclamando para sí la etiqueta de "iquierdistas" y "socialistas". Verga en la que nunca creyeron.

Saludos a tu pana Teodoro Petkoff.

Nelly Tsokonas dijo...

A ver, JR. Vamos a ser coherentes: cuando preguntas "¿Y qué coño se supone que va a hacer ahora la derecha a cambio de la entrega de Joaquín Pérez Becerra?" ¿La "derecha" frente a quién?, tú mismo estás validando los términos derecha-izquierda, y estás colocando automáticamente a Chávez a la izquierda.

Leo tus artículos porque valoro y admiro la brillantez de tus escritos, aunque no comparta para nada tu ideología. No soy dogmática, para nada. Comparto sí, muchísimo de lo que reclamas en justicia para el pueblo, es sensibilidad humana, nada más, y ahí sí considero maniqueo pretender arrogarse esa condición a cuenta de una ideología, grupo político o de lo que sea.

Te leo, decía, porque me gusta como escribes, porque te sobra razón en buena parte de tu discurso y en última instancia porque me da la gana. Cuando haces públicos tus escritos ya dejan de ser tuyos. Pero no vengas a mostrarte clarividente conmigo, a decirme qué es lo que me molesta o me duele, y menos uses la ironía conmigo, no hace falta, porque soy muy respetuosa de las opiniones ajenas, y lo he sido contigo y no he cuestionado para nada tus simpatías por Chávez.

Sin embargo, voy a decirte qué me molesta: de Chávez me molesta todo. Es militar, y nadie votó por un militar. De hecho, cuando los dos golpes del '92 el pueblo no salió a la calle a apoyarlo y no creo que hubiese votado por un militar.
Me molesta que tenga en la boca la palabra golpista, él, precisamente él. Me molesta que hable de exclusión, él, que no acepta individuos ni colectivos, aun entre quienes lo apoyan que tengan una disparidad con su criterio.
Me molesta que mientras se da la gran vida (le ha dado por lo menos dos veces la vuelta al mundo) y vive apoltronado frente a las cámaras de TV, le hable al pueblo de sacrificios y ahorro. Que sus ministros y colaboradores sean simples sustitutos de la casta corrupta de siempre.

Pero lo que más me molesta es que le venda ilusiones al pueblo, que le insista cada vez en que él y solo él es su salvador, y las promesas: aquí se va a hacer, aquí vamos a... y que lo reafirme en la desgraciada práctica del chantaje y del soborno para lograr lo que le corresponde por derecho. ¿Por qué el pueblo tiene que disfrazarse de rojo y enlatado en autobuses ir a corear ¡uh, ah! cada vez que el líder así lo dispone? ¿O ser amenazado de perder su trabajo?
No, eso no es lo que quiero para mi país, ni lo que teníamos antes ni lo que tenemos ahora: más ineficiencia y más corrupción Y ya el pueblo está dando señales de profundo disgusto, lo cual indica que no ha perdido su dignidad, no del todo.

Me dices, y te copio textual: "¿Que el pueblo un día dejará de votar mayoritariamente por Chávez? Por supuesto que sí. Eso puede que te alegre, pero hay una mala noticia: el pueblo se le volteará a Chávez y luego volverá a añorarlo. Pero el pueblo nunca añorará ni recordará ni NADA a los tipos que andan por ahí reclamando para sí la etiqueta de "izquierdistas" y "socialistas". Verga en la que nunca creyeron."

Pues sí, lo primero me alegraría; pero "la mala noticia" ni siquiera me sorprendería: estamos condenados a esa maldición. ¿Qué tendría de raro? Cap I y II, Caldera I y II. Ya pasamos por Chávez I, Chávez II y vamos por Chávez III. ¿Chávez IV?...

JR, finalmente te digo: que tú apoyes a Chávez y yo no, no te hace a ti mejor que a mí. Tal vez tú seas mejor que yo, pero ni por revolucionario ni por chavista.

Le daré tus saludos a Teodoro, claro que sí. La última vez que lo vi te consideraba su amigo.

Saludos,

Nelly Tsokonas

JRD dijo...

Nelly.
Teodoro nunca va a ser presidente de la república. Tú dices que te gusta el bolero, bueno, te felicito: tienes material para el despecho y el llanto y la rocola para toda la vida. Teodoro nunca va a ser presidente. Y lo más triste: nunca va a ser reconocido como revolucionario por los revolucionarios de verdad. Dile que invierta su veje en evocar su tiempo de ministro de un gobierno neoliberal y retrógrado.

El tiempo de la historia humana en que tipos como Teodoro Petkoff eran elegidos presidentes de Venezuela se acabó. Puede que en próximas elecciones ganen tipos asumidos conservadores, reaccionarios y exquisitos. Pero eso de que un tipo se diga socialista y tenga programas en Globovisión, defienda a banqueros prófuos y a neonazis disfrazados de dirigentes estudiantiles y de luchadores sociales, esa mierda afortunadamente se acabó. Teodoro ya no puede engañar a nadie. Ni siquiera a los 2 mil idiotas que compran Tal Cual.

Yo sigo sin entender de dónde sacas que yo pretendo ser "mejor" que tú. Si a ti te espera el reino del Señor y a mí el infierno me importa un coño. yo no soy mejor ni peor ni más coherente que nadie, y agradece que la revolución no está en mis manos, porque si así fuera esto sería una cogedera de sifrinas y degollamiento de sifrinos del coñísimo.

Saludos a Teodoro. Ese tipo que nunca será presidente ni alcalde ni concejal ni líder ni nada.