viernes, 13 de marzo de 2009

El desprecio chavista-oficial a los "anarcoides"

El ejercicio del debate, de la discusión, del intercambio militante de saberes y pareceres, es una de las prácticas a partir de cuya sistematización esa masa humana habituada a ser simple aplaudidora, carne de cañón y de nariceo vil, se convierte en multitud crítica, consciente, constructora de procesos. Llevada la observación al ámbito de los conductores, vanguardias o cuadros revolucionarios, o sujetos y grupos que pretenden serlo, nos encontramos con que hay un estadio previo, un requisito extra, un complemento quizá: la capacidad para reconocer en el terreno al aliado y al enemigo. De ese reconocimiento dependerá la calidad de debate que usted va a plantearle al sujeto o conglomerado que tiene enfrente. Tan sencillo como saber que al enemigo no se le da ni agua, y al aliado con quien se tienen desacuerdos se le trata con respeto. Dependerá también la calidad del debate de aquello que usted entiende por Revolución y a quién considera usted sujeto de las transformaciones revolucionarias.

Por cierto, ¿usted quiere ser un conductor revolucionario, vanguardia de su pueblo? ¿Usted quiere ponerse a sí mismo como ejemplo y predicador de lo que debe hacer un revolucionario? Pregúntese primero si puede serlo. Para lo cual deberá responderse antes si usted cree (pero no porque lo leyó sino porque el convencimiento le hierve adentro) que las parteras de las revoluciones son la audacia, el atrevimiento, la osadía, o la mesura, el respeto al orden existente, el automatismo. ¿Es una cualidad revolucionaria la capacidad para decirle que sí a todo cuanto diga el jefe? ¿Usted se siente convocado como pueblo a hacer una revolución o sólo está esperando que el Líder haga la Revolución por usted y se la lleve envuelta en papel de regalo para su casa? ¿Cree que el Líder es infalible, que está siempre en lo correcto, que nunca se ha equivocado y nunca se equivocará, o piensa que puede cometer errores? Llegado el caso en que usted detecta un error en el accionar o en el discursear del Líder, ¿usted cree su deber señalar ese error y tratar de convertirlo en tema público, o piensa que el perfecto militante es aquel que taparea, obvia, cierra los ojos ante ese error, y trata de justificarlo para que nadie vaya a pensar que el Líder no es una entidad superior sino un ser humano?


***


Hay quienes piensan que sólo merecen ser convocados al debate quienes han sido capaces de absorber, digerir y repetir dócilmente unas cuantas fórmulas académicas o casi-casi, y unas cuantas consignas paridas en laboratorios de propagandistas y publicistas que cobran en dólares. Para estos caballeros, un Revolucionario no es alguien dispuesto a liquidar al Estado Burgués sino alguien incapaz de cuestionarlo siquiera. Alguien que llama a esta mierda en avanzado estado de putrefacción “Estado Revolucionario” sólo porque Chávez es el Jefe de ese Estado. Bello: el Estado venezolano está pletórico de instituciones adecas, leyes adecas, procedimientos adecos, corrupción adeca, prácticas adecas, lenguaje adeco: la cultura adeca en pasta, pero creemos tener un Estado Revolucionario porque sus ministros y directores no son adecos sino pesuvistas. Las policías son los mismos reductos de criminales, matraqueros y asesinos que nos entregó la llamada “cuarta república”; los hospitales son eso que ya ustedes saben; en la revolucionadísima DIEX persisten las mafias que expiden pasaportes y otros documentos por debajo de la mesa si les pagas; los “organismos de inteligencia” han hecho negocio ayudando a escapar del país a Ortega, Carmona, Lapi y Nixon. Ah, pero tu obligación rrrevolucionaria es rendirle culto a estas estructuras y prácticas, porque si las cuestionas eres un anarcoide que le hace el juego a la oligarquía.

Estos compas defensores del “Estado Revolucionario” suelen ser los mismos que le han otorgado carácter de virtud superior, revolucionaria, a eso que llaman disciplina. Resulta que no es el espíritu en rebelión, el contestatario, el capaz de hacer revoluciones, sino el que es capaz de acatar y obedecer. Usted se tropieza con un militar y éste lo manda a arrodillarse. Si usted lo manda a lavarse el paltó (o el hueco del culo) usted es un anarcoide; si usted obedece, es un revolucionario.

Ellos escriben artículos en los que se lee:

“…Esta rebelión (4 de febrero) contrasta con el 27 de febrero y nos indica un nuevo rumbo: el 27 espontáneo, el 4 planificado, aquél sin dirección, este con una dirección militar, el primero sin objetivos, sin consignas, no dejó rastros de organización, se perdió en las nieblas de la historia.. El segundo, con objetivos de poder muy claros, con consignas, con una organización que lo trasciende, se interna en la historia con aliento de cambios. Entender al 27 de febrero como un triunfo popular y un paradigma, es un error de apreciación histórica que aviva las ideas equivocadas (anarquismo y populismo), las hacemos beligerantes, y debilitamos a la Revolución”. (Los resaltados son míos).

Mismo artículo que remata con esta bella frase

“¡Con Chávez es con lo que Chávez decida!”

Ah carajo, hermanos. Pasa que Chávez “decidió” que el arranque de la “revolución bolivariana” es la rebelión del 27 de febrero. He ahí un acto de indisciplina: en lugar de casarse “con lo que Chávez decida” decidieron pensar por sí mismos... pero para alabar más a Chávez. Prueben ahora a sublevarse por el pueblo y no por el comandante, pues. A que no le echan bolas.

***

El autor o los autores de ese artículo (publicado el 3 de marzo de 2008), en cuya rúbrica se lee “Antonio Aponte”, generoso obsequiador de granos de maíz en Vea y otros espacios rrrevolucionarios, ha vuelto transmutado en Neftalí Reyes un año después, en el semanario Debate Socialista, y “echa” la siguiente sentencia: “En Venezuela, en la Revolución Bolivariana el enemigo de esta etapa es el anarquismo pequeño burgués en todas sus variantes”. Suena bien, pero ¿qué entiende por “anarquismo pequeño burgués” el valiente columnista o equipo de columnistas que escriben con media docena de seudónimos?

Dice: “Estas corrientes (…) son enemigas del Estado, de todo Estado, inclusive en Estado Revolucionario, y enemigos de la integración social. En resumen enemigos del Socialismo. Así con cambios superficiales y retóricos calman sus angustias revolucionarias. Unos lo demuestran construyendo ejércitos de papelillo, y zonas liberadas de fantasías (…) otros, más peligrosos, desvían las acciones del gobierno hacia el peligroso debilitamiento del Estado, contraponen al pueblo con su Estado Revolucionario. De esa manera el pueblo desposeído no se organiza en Estado Revolucionario, no se integra, sino se enfrenta a él, lo niega”.

Es que hasta provoca dejarlos a ellos con la última palabra. De todas formas creo que la repuesta a “eso” la garrapateé allá arriba, en mi calidad de “anarcoide” con ganas de debatir.

21 comentarios:

Reinaldo Iturriza López dijo...

Tal cual. Igual aquí hay un poco de gente que trata de vendernos que "esto" es el socialismo.

Y me pregunto: ¿qué carajo tendrá que ver la "integración social" con Marx?
¿Y qué pasó con Marx y su crítica del Estado?

Coño, es que estos "marxistas" todavía no han entendido nada pana.

shogun dijo...

Epa mi pana, còmo andan los sueños, claro y preciso tu artículo, calculo que no te van a invitar a una reunión del psuv para discutirlo. Oye eso de anarquista pequeño burguès implica que uno tiene que tener dinero, porque si es asì diles que me manden algo. Saludos hermano desde el único reservorio adeco del planeta. carlos.

roberto dijo...

Tal y como tu dices cuando se identifica al enemigo,ni agua,mas si es un aliado se trata con respeto,eso hago contigo mas no estoy de acuerdo con tu planteamiento.Parece a veces que nos olvidamos de lo fundamental, estamos en un PROCESO,que tiene todas las contradicciones propias de ello(en particular la lucha de clases)ahora me parece que eres demasiado derrotista,si esto no sirve mi pana tenemos como pueblo la obligación moral de empujar para que sirva.

Anónimo dijo...

Andres Mendez
(No pude validar mi cuenta)
(aamg at hotmail dot com)

Igual pasa en la "oposición", cualquiera que critique lo equivocado es "Chavista" y no alguien que quiere mejorar las cosas que ve que no funcionan.
Carajo! Lo poer es que la gente que sí le hachado a trabajar por la gente, sin esperar nada a cambio, los que se embraguetan en las cooperativas de verdad por ejemplo, no pueden abrir ni la boca cuando ven una decisión política que dañe a la gente, porque unos "revolucionarios de frases de panfleto" le caen encima dispuestos a rayarlo como tarifado de la CIA o peor aún, seguidor de PJ. Hace falta guáramo para ver que hay muchos que no piensan y van en automático si detenerse a analizar y ponderar todo lo que se hace en nombre de la "revolución"

Gustavo dijo...

Como si nadie supiera que estos "Antonios Apontes" cuidan los intereses de los GERENTES de pdvsa, que su trabajo voluntario es voluntario en la medida que el ministro se los recompense. El ministro de esa misma pdvsa que quiebra a cooperativas o pequeños panas organizados que pretenden no ser mas esclavos de contratistas y buscan hacerle algun que otro trabajito al estado pa sobrevivir y el estado y pdvsa los vuelve mierda a punta e´burocracia y tecnocratismo.

Ivan Sotomayor dijo...

Qué más Duque. Saludos desde Margarita.

Yo sé que no es una acción revolucionaria plegarse al discurso y la "acción" del poder constituido, sin cuestionar nada ni exponer las ideas propias.

Pero... ¿No dijo ud. hace un tiempo que a este estado había que fortalecerlo antes de aniquilarlo?

Vayamos suave, que hay que llegar lo antes posible y bien. Aunque haya plomo al final del túnel.

Y ojo, que no estoy poniédole en cuestión sus argumentos. Sólo le planteo esa duda.

Pa' lante.

Wilfredo dijo...

Me parece que el asunto va más allá de la "política" y hay que buscarlo en la crianza, en la siquis...para después, con ayuda de la siquiatría (o antisiquiatría más bien,)regresar a la causa primigenia, la Política, El Estado. Me refiero a la enfermedad de los "espíritus conservadores"... el espíritu conservador siente un terrible culillo, a veces inconciente, a los cambios bruscos y radicales...y se parece a la gripe o al sida, no tiene que ver un coño con que uno sea o no "revolucionario" o diabético, o mejicano o musulman. Me parece que fue otro alemán (¡que verga con los alemanes!), que en vida se llamó Wilhem Reich, quien acuñó el término "peste emocional", para referirse precisamente a ese espíritu que es capaz de llevar a la hoguera a cualquier "anarcoide" que se le atraviese en el camino con intenciones de "detener la marcha de la historia", porque para estos damas y señores, la historia "marcha", ni de verga baila, o da brincos como una loca. Nadie nacido en esta sociedad mierdosa de amos y esclavos, esta exento de estar "apestado" emocionalmente. El capitalismo lleva siglos de magnífico trabajo para incrmentar esta peste, ahí donde haya un "virus" de posibilidad, y anda en eso sin descanso, haciéndonos creer que nadamos en los mares de la conciencia revolucionaria y no en la mierda del consevadurismo. Por eso la última pregunta de Reinaldo Iturriza, aunque tiene la pertinencia que jode, como las ganas de mear cuando uno se levanta en la mañana, si yo tengo la "peste" del conservadurismo que juega garrote, dentro del campo "revolucionario", entonces la crítica al Estado que hace Marx no hace sino darme la razón para darles durísimo a estos anarquistoides infantiles, extremistas, inmaduros, hacedores de "ejércitos de papelillo" y "zonas liberadas de fantasía". Pero la vaina es absolutamente curable...para TODOS...dependiendo del caso, así será el tratamiento...algunos les basta una buena jarta de culo y ron...hay casos más díficiles...

JRD dijo...

Reinaldo I.
Algo ligeramente peor, que está insinuado pero no dicho en tu comentario: los tipos que jamás leyeron a Marx pero se creen en la obligación de citarlo, porque sienten que el socialismo está hecho de papel. De esos es que estamos hablando.

Carlos (Shogún).
No te sientas mal, hay otros reservorios adecos aparte de tu isla bonita. ¿Quién dijo Guárico? ¿Quién dijo Lara (el estado)?

Roberto.
En eso andamos, empujando para rriba. No sé dónde entrego las armas, como para ser llamado derrotista. Indícamelo ahi.

Andrés Méndez.
Cierto. Totalmente<

Gustavo.
Dame más información al respecto. No sabía eso.

Iván.
Sí hermano, dije eso y admito que es una contradicción. Fortalecemos al Estado hoy, ¿cómo lo debilitamos después? Matarlo con una sobredosis de poder no es mala idea. Mientras tanto, denunciar lo malo y apoyar lo bueno no es una mala estrategia.

Wifredo.
Esa terapia final pudiera funcionar, cierto, en algunos casos. Pero ¿ponerse a curar a tipo por tipo? ¿Y qué hacemos con la fábrica de conservadores? Mejor echarle creolina al conjunto y no dedicarse a salvar idiotas por goteo.

ValoRock dijo...

Este post me gustó mucho, de verdad que estas bien claro mi pana. Y aunado a la respuesta que le distes a Wilfredo, es lo que realmente pienso. Es la base de mi ideal. Hay una fábrica que no ha dejado de funcionar, además del maldito consumismo.

Hay que continuar todos los días, informando, denunciando, desenmascararndo al capitalismo. La crisis mundial generada por los banqueros es una tremenda oportunidad de demostrar con ejemplo actualizado el fraude del capitalismo. Además, la decisión acertada de Chávez en cuanto a las reservas internacionales beneficiando al país es algo que hay que sacarle provecho. Es tanto así, que mientras Europa y Usa se estan suicidando y no hay empleo, aquí la oferta de empleo ha aumentado y hay indicadores de aumento de poder adquisitivo en la población. Y gracias a la torpeza de los opositores con el golpe 2002 y paro petrolero obligó al gobierno a establecer el control de cambio, que nos protegió (a todos) a mediano plazo del peo financiero mundial.

El problema con el anarquismo es la etiqueta tergiversada, a veces me canso de tener que identificarme con una etiqueta, pero bueh continuemos en la lucha, lo que podamos hacer dia a dia, sin parar.

Saludos,
Gustavo Valor

Anónimo dijo...

Coye ya me estaba esperando esto, desde que leí la columna en el VEA, me imagine a los "anarcoides" retorciendose de rabia y prestos a responderle a los "militantes borregos" (o a los tarifados protectores de sueldos de funcionarios de PDVSA?)bueno llamnelos como quieran; la verdad que la cosa raya en lo tragicómico: las diversas corrientes en debate solo que este debate es solo para atacarse mutuamente y desprestigiarse, insultarse y crearse epitetos imaginativos.

Resulta uqe todas las corrientes tiene la razón, todas las corrientes son la verdadera revolución, los "anarcoides" plantean que sin violencia no hay revolución, que el enemigo es el estado, que se gobierna o se hace la revolución; se basan en un fuerte respeto por la teoria por la ortodoxia que si marx dijo esto o marx dijo lo otro, es respetable, incluso plantean que ya no hay posibilidad de lograr la "revolución pacífica" por que 40% de la poblacion esta en contra del proyecto y que ademas el estado burgues esta controlado por los burguese pues, asi ke chavez y el poco de chvista que estan en el estan meando fuera del perol. Criticos de oficio plantean una revolución a mi parecer de sueños.

Los otros los "militantes tarifados", los repetidores de la linea oficial, los que cuidan los sueldos de los ke trabajan en PDVSA, viven "otra fantasia" que ellos defienden como pragmatica y revolucionaria, esta revolución esta dirigida por un estado revolucionario, que quiere gobernar con su pueblo, esto a los anarcoides no les gusta para nada, este estado no es revolucionario y no lo podra ser nunca, segun su opinion, asi ke estos "borregos" en el mejor de los casos estan equivocados, en el peor son unos reformistas disfrazados.

Como ven nadie escapa de la dinámica infantil de la izquierda, a decir verdad yo fijo mi posición también. no vayan a pensar que solo miro los toros desde la barrera... Como no trabajo en el estado ni recibo dinero de el objetivamente no soy un "borrego cuidador de sueldos" pero aun asi creo que si, que podemos lograr transformar el estado burgues en estado revolucionario, que debemos hacerlo desde las bases populares organizadas y ejecutantes del poder, acabar con la amenaza reformista y con la amenaza anarquista es una necesidad del proceso, como dijo Rosa Luxemburgo estos son los peligros de la revolución.

ValoRock dijo...

Bueno, como este proceso ha estado plagado de situaciones inéditas, es posible que se logre (en un futuro lejano) transformar al Estado burgués en revolucionario, ¿quién sabe?

Lo que ocurre es que en estos 10 años los hechos empíricos demuestran que ya no es posible. El hecho de que Antonio Ledezma haya ganado la alcaldía metropolitana y se haya perdido gobernaciones importantes es indicador de que la burguesía capitalista esta ganando espacio, y no solo eso sino que demuestra inequívocamente que el pueblo aún no esta claro del camino socialista. Por una sencilla razón, el Estado lo que ha hecho es trabajar en la inclusión del pueblo excluido al sistema ya imperante, a traves de una mejor distribución de la riqueza. Aún el pueblo no ha tomado conciencia que el objetivo final es desplazar al capitalismo por otro sistema alternativo. Pero como va a tomar esta conciencia si lo que se le ha dado es facilidades para el obtención de bienes materiales beneficiando al consumismo que es el motor de este sistema: carros, motos, celulares, juguetes, etc.
Este es un detalle sencillo: Si un autodenominado revolucionario continua tomando cocacola, usando vestimenta cara de moda, fumando, etc., mi opinión es que esa persona no tiene claro nada de nada.

En Caracas se estan construyendo viviendas, pero ¿para el beneficio de quién? echen un ojo aqui: http://www.tuinmueble.com.ve/a-estrenar-apartamento-TII.html

El capital privado esta cagado de la risa enriqueciendose más construyendo centros comerciales por doquier. Efectivamente hay menos pobreza, si; pero paradójicamente esa situación crea la sensación de bienestar, por lo tanto el pueblo no comprenderá la necesidad de un cambio de sistema económico.

A la prueba me remito, Radonski, el que asedió la embajada de Cuba, el pueblo le entregó Miranda ¿qué tal?, y ese señor va a defender ese puesto a capa y espada y con sólo asfaltar la carretera panamericana y ponerle señalización (labor que no hizo Diosdado) nadie lo sacará de allí. Y ahora que se puede reelegir, menos.

¿Saben quién esta mnejor preparado para un cambio radical de sistema económico? Estados Unidos, lo que pasa es que esa gente esta tan embrutecida que lo que hacen es suicidarse.

Saludos,
Gustavo

Anónimo dijo...

Paso a paso. Primero la construcción del socialismo, via expedita al comunismo. La abolición del estado como tal y el consecuente establecimiento de una sociedad anarquista que regule primero la nación y luego el mundo, en donde la individualidad trabaje a favor del colectivo, ojo! el principal problema que se presentó en el bloque centro-oriental europeo y que se presenta en la cuba de hoy y nuestro país es la cultura del ¨Wllymays¨, que otros trabajen por mi, total, me pagan igual. Como decia Virulo en su incomparable Génesis y la torre de babel, el trabajo lo hizo dios como castigo, asi que, para que perder el tiempo, para que volvernos locos, yo lo haré poquito a poco, pues el trabajo a mi no me hace grácia, y tengo...y tengo que inventar, la burocracia.

Anónimo dijo...

Duque,
Precisamente ese socialismo asalariado, es tan susceptible de corromperse como el peor de los Mounstruos Capitales. Por eso es tan contradictorio y delicado todo este proceso. Por eso el discurso no debe ser (no es) tan alegre como muchos creíamos cuando éramos más ingenuos. Atrás de todo este Estado lo que hay es dinero y unos pocos, ralmente muy muy pocos individuos, luchando de verdad por los intereses de los oprimidos, aunque lamentablemente muchas veces llevados más por el sentimiento que por la razón, que es válido y genuino pero ¿efectivo?
Saludos.

Pupila.

Anónimo dijo...

Jajajajaja, y si es para saludarte, así, en plan frívolo, tampoco publicas? Un beso grande, siempre estoy siguiendote los pasos! Un beso, es la gata, de TalCual.

Anónimo dijo...

Solo Como Información:

Caracas, 26 de Marzo de 2009

Miguel Henrique Otero y su Diario EL NACIONAL contamina y envenena con su Incinerador Industrial de material de imprenta
a los vecinos del Sector El Silencio – San Juan en Caracas Venezuela

Los vecinos denunciamos la continua contaminación desde hace más de (16) años, que emana de la Empresa “El Nacional” mediante una Rotativa Industrial, la cual posee un Incinerador Industrial que envía sus gases Tóxicos con residuos químicos al Ambiente, causando a los habitantes graves problemas de Salud, en especial los respiratorios.

Esta situación se ve agravada por la instalación de otra Rotativa Industrial, que adquirió recientemente.
Se continúan violando la Constitución y todas las Leyes,tales como las de Ambiente, las del Trabajo, además de las Ordenanzas, las Normativas y Reglamentaciones de Bomberos, etc.
Ni los Ministerios, Ni la Alcaldía de Caracas, Ni la Alcaldía Mayor, ni los entes gubernamentales a quienes corresponde; se han abocado a resolver tamaña irregularidad, como lo es, permitir Una Industria Contaminante en el Casco Central de la Capital de Venezuela en una zona Residencial-Comercial.

Lo más grave de esto, es que actualmente el Ministerio del Poder Popular del Ambiente, les esta permitiendo pruebas para otra nueva instalación.

Ante esta situación del descaro gubernamental que se presenta, es que continuamos en la lucha para denunciar a esta - Empresa Industrial EL Nacional ubicado en este Sector El Silencio – San Juan de la capital de Caracas Venezuela

Nota: Si alguien esta interesado en aportarnos su ayuda; podemos contactar personalmente, o enviar vía E-mail, copias de todas las gestiones realizadas durante años, sobre esta Contaminación Ambiental.

Juan José Pérez
CI: 3.151.020
Presidente de COPROAMSA
Presidente del Comité Pro Defensa del Ambiente y Nuestra Salud, dirección Esq. De Puente Nuevo, Edificio Torre San Pablo piso 1 Apto B, Urbanización el Silencio Parroquia San Juan Caracas, telefax (58) 0212-482.5438 y correo electrónico jpbbustamante1@hotmail.com , vecino de C.A. Editora El Nacional Unidad de Revistas (antiguo INTERARTE) ubicado en la esquina de Maderero San Juan - El Silencio - Parroquia San Juan Caracas Venezuela


Enviado por: Antonio Chang - Cel. 0412- 729.5699 e-mail: chang48@hotmail.com

luigino dijo...

Desde que Aponte escribió "El Refugio Anarcoide" (yo la vi este mes en VEA, no sabía que era del año pasado) yo esperaba ansioso que un simpatizante anarquista le respondiera, y no me defraudaste.

Quería hacerlo yo mismo, pero la verdad me faltan muchos conocimientos teóricos para poder responderle a un viejo comunista como Aponte (y no tengo nada contra los viejos ni contra los comunistas, sólo que simpatizo más con el anarquismo y me da burda de arrechera que él se refiriera a camaradas en aquellos términos).

No conozco mucho de la Guerra Civil española, pero compañeros y compañeras que sí la han estudiado me hablan de cómo se perdió justamente por la confrontación entre comunistas y anarquistas, confrontación que hoy, después de tantos años de historia, yo veo absurda (y más considerando todo lo que Franco hizo después).

Pero coño, hasta Stalin mandó a matar a Durruti! ¿Será que terminaremos matándonos entre nosotros mismos?

¿Sabes qué es lo más triste? Que, a pesar de tus agudas observaciones en las contradicciones de Aponte, la realidad es que todos, hasta el mismo Chávez, queremos hacer desaparecer al Estado burgués. Chávez lo ha dicho montones de veces en sus discursos, el gran problema es CÓMO hacerlo.

Ese Estado burgués da empleo a 2 millones o 3 millones de personas, está lleno de sindicatos adecos y está enmarañado y regido por un coñazo de leyes. El mismo Estado burgués que está lleno de mafias y vainas absurdas es también necesario para vender el petróleo al exterior, canalización de los fondos, alimentación, agricultura, transporte, energía, salud, y un coñazo de cosas que no podemos detener mientras nos sentamos a pensar como sustituirlas... tan sencillo como que la gente se nos muere de hambre mientras reinventamos la rueda.

Chávez quiere hacer su revolución en el marco de la Ley, y no puede disolver o destruir toda esa verga sin tener un plan de cómo sustituir ese Estado burgués por uno revolucionario (suponiendo que ese sea el camino). Y lo quiere hacer poco a poco.

En la Reforma Constitucional, en la llamada "Nueva Geometría del Poder", habían planteamientos que creo que eran MUY anarquistas: las comunas y comunidades podrían reemplazar al Estado en aquellas cosas que demostraran ser capaces: si el pueblo tiene capacidad de hacer su propia Onidex, si pueden reemplazar a burócratas del INTI por gente más capaz, pues la nueva Constitución obligaba al Estado a darle esa atribución al pueblo, y listo.

Pero perdimos la Reforma. ¿Sabes por qué, pana? Porque anarquistas y comunistas juntos no somos más que uno o dos por ciento de la población, y ya nos queremos matar entre nosotros mismos. Aún falta mucha ideología, mucha conciencia, mucho aprendizaje en el pueblo como para que éste pueda tener la capacidad de construir comunas anarquistas que puedan autogestionarse sin necesidad de un Estado.

O me vas a negar que muchos de los que se metían en los bancos comunales lo hacían para ver dónde se agarraban unos reales para ellos? El capitalismo lo tenemos metido hasta lo más profundo de nuestras raices, y salir de él no es fácil.

Y lo que más me asusta es que nadie está dando al pueblo ese aprendizaje tan necesario, lo que significa que en 10 o 20 años estaremos exactamente igual, y nosotros estaremos discutiendo con Antonio Aponte las mismas mariqueras mientras que la derecha, ya recuperada de la crisis (el que crea que esta crisis es el FIN del capitalismo, es sendo bolsa), se levantará fortalecida mientras nosotros seguimos sin saber qué hacer.

Anónimo dijo...

Mis saludos Luigino, estás claro como el agua de manantial. Análisis preciso y sin extensiones. Cuando se habla del estado burgués, se omite no se si intencionalmente, que ese estado lo componen todas las clases sociales. Algún dia creo escribí que es igual de ladrón el portugués de la panadería que adultera los pesos o precios, que el mecánco de San Agustín del sur que estafa a los clientes en el valor de su trabajo o les cobra un repuesto que nunca puso. ¨Ahí esta el detalle¨(cantinflas). Falta una montaña de ideología, principalmente en los sectores populares. La clase media que defiende el proceso revolucionario y que no tiene ningún interés económico que la lleve a eso, está perfectamente conciente de lo que se está jugando en el país y defenderá la construcción del socialismo como sea necesario. Habría que ver si la gran mayoría de los sectores ¨populares¨ haría lo mismo.
No está equivocado en lo de los comunistas y anarquistas en la guerra civil española, pero no es tan fácil el análisis. Escribí unos mensajes arriba que creo que el ¨proceso¨, como la palabra significa es por etapas. No queramos caminar antes de pararnos. Es cierto que ya son 10 años, pero los que realmente llevamos firmes son 7 años. Para mi todo radica en como implementar el marxismo, pero hay mucha gente que dice que eso fracasó. Yo no comparto esa idea.

Anónimo dijo...

Luigino,

Atribuyes a la falta de cohesión entre las izquierdas (Caso España) la tiranía de Franco.

Hablas de que hasta "Stalin mandó a matar a Durruti..." bueno, yo dirìa hasta mandò a matar a Trotsky y a casi seis millones de personas. Por cierto, Durruti y su banda "Los solidarios" también le prendieron candela a un poco e gente.

Tu análisis se me hace confuso. En ambos casos: la guerra civil española y la revolución rusa, se estaba luchando contra un sistema monárquico, que más tarde se unió a la polarización de la II guerra comunismo-fascismo: Stalin- Hitler; y que como todos sabemos degeneró en enormes genocidios de bando y bando. De hecho, a partir de Stalin se acuñó el término fascismo de izquierdas.

La "Revolución" busca igualar, lograr que haya la mayor cantidad de población en el estrato medio. Es decir, que los extremos no sean mayoría. Por tanto toda Revolución ha tendido a generar un Estado burgués: Eso ocurrió en Francia, en España, en México, en la Unión Soviética y en Cuba.

A corto plazo hubo, en estas revoluciones algunos logros: inclusión en salud, educación, tierras. Pero a largo plazo los resultados no son tan óptimos:

En Rusia, los Zares fueron suplantados por puro burócrata venido a dueño de los bienes de la nación. Ni hablar de sus organismo represivos, serìa bueno que checaras la historia de la KGB como organización. Si crees que la CIA es nefasta, te digo que la CHEKA-GPU-OGPU-NKVD... no dista mucho del retorcimiento gringo.

En México, Lázaro Cárdenas logró grandes cosas... de allí en adelante, el partido ÚNICO PRI, mantuvo en el poder durante siete décadas a tipos que saquearon al Estado manteniendo un règimen esclavista. Imaginarás la desigualdad de padece hoy.

En Cuba, la familia Castro y amigos tienen cinco décadas detentando el poder. Asì, sin relevos. El partido, sus lìderes y dirigentes forman parte de una burguesía.

Me da risa que hables de que para crear un Estado revolucionario no se puede caer en la vorágine y al mismo tiempo plantées la "disolución" del Estado burgués.

Crees en la unidad de la fragmentación y la atomización: ahí se está a un paso del autoritarismo.

Por cierto, el asesino de Trotsky fue el anarquista Ramón Mercader; que terminó po cierto, viviendo y trabajando en Cuba.

Feminista.

Anónimo dijo...

Pretenden defender un sistema comunal concentrando el poder en un solo carajo.

Si Chávez no cree en la descentralización o el federalismo (como planteó Zamora) mucho menos va a aupar comunas independientes y autogestionarias. De hecho, esa reforma NO se aprobó por eso, porque la Ley de Consejos Comunales aprobada por el Ejecutivo nada tenía que ver con lo que las organizaciones sociales habían redactado y planteado: Se estaba estatizando el poder popular al hacerlo depender del Presi y, por otra parte, se estaba atomizando cuando no permitieron que se creara un Consejo Comunal por comunidad que incluyera a gente de todas las tendencias; sino que se permitió que se crearan cualquier cantidad en un sòlo lugar generando más división y más polarización. Esta observación mereció la expulsión de los activistas DE TODA LA VIDA Santiago Arconada y Martha Harnecker de la Comisión Presidencial. Ellos advirtieron que esa Ley daba la espalda al planteamiento de las comunidades.

Aupar la concentración del poder en un sólo carajo se llama. AUTORITARISMO. y creer como Luigino que él y sólo
él es el salvador de todos, se llama MESIANISMO.

Estudien el fascismo de izquierda, porque están cerquitica.

¡Saludos!

Feminista.

Carlos Caridad-Montero dijo...

Es el viejo problema de la paradoja que implica hacer una revolución después de tomar el poder y no antes.

La mesura, el respeto al orden existente, el automatismo, son inherentes al poder. El poder conserva el status quo, por eso había que hacer la revolución, cambiar el status quo antes de tomar el poder, después ya es imposible (si se insiste en hacerlo de arriba hacia abajo).

Esta situación se complica cuando el gobernante es de formación militar, que es siempre una formación conservadora porque debe defender el status quo.

Saludos

Anónimo dijo...

Este enlace está muy bueno y pone de manifiesto que desde arriba pretenden cometer los mismísimos errores de los soviéticos, y de la IV.

http://www.aporrea.org/ideologia/n136577.html